Intimidan a miliciana por criticar a Nicolás Maduro

Compartir en facebook
Facebook
Compartir en twitter
Twitter
Compartir en linkedin
LinkedIn

La ciudadana Ana Margarita Álvarez, integrante de los Agrupamientos Populares de Defensa Integral (APDI) en el estado Zulia, fue intimidada este miércoles 4 de agosto luego de hacerse viral un video donde criticó a Nicolás Maduro. 

En el audiovisual grabaron a Ramírez mientras buscaba comida en la basura y aseguró que prestaba el servicio por el beneficio mensual de la caja del Comité Local de Abastecimiento y Producción (Clap), además declaró que no recibe ningún tipo de pago por sus servicios y que por esa razón había que sacar a Maduro. 

Debido a la difusión del video en redes sociales, la integrante de la milicia en un nuevo video, acompañada de la primer teniente Mirta Chirinos, quien aseguró que Ana Álvarez tiene una discapacidad mental y que por esa razón se expresó de esa manera en la grabación: «Ella está consciente de que cometió una falta. Ella ahora se va a comportar como una miliciana que quiere a su patria y en este proceso. Por su condición la incitaron, la hicieron decir cosas aprovechándose de su situación», expresó.

Posteriormente, en otro video la grabaron pidiendo disculpas por los comentarios emitidos y aseguró que está agradecida por recibir la bolsa de comida: «Disculpen si cometí una falta, de verdad lo reconozco, no tengo problemas, de verdad me gusta mi uniforme, me siento orgullosa de mi uniforme», dijo.

Ana Margarita Alvarez – Fuente: El Espectador de Caracas

Del mismo modo, repitió que lo que había ocurrido es causado por una depresión que estaba atravesando: «Ya que no tengo mi familia aquí, mi familia se fue, tengo 10 nietos que se me fueron lejos y me siento depresiva, a veces triste, por eso es que me ha tocado pedirle comida a mi teniente y ella siempre ‘aquí está la bolsa, Ana, ya le tocaba’, a mí se me olvida, de verdad, así que doy gracias por esa bolsa». 

Por los comentarios que realizó, la miliciana fue degradada de su cargo, quitándole la jerarquía que tenía, pasando de ser sargento primero a miliciana con el grado más bajo. Del mismo modo en otro audiovisual, Ana Álvarez aseguró que le quitaron el uniforme y que intentaron quitarle las botas, pero no lo permitió ya que ella las había comprado.

Criticar no es un delito

La libertad de expresión es un principio que defiende la libertad de cualquier individuo y colectivo de expresar sus opiniones e ideas sin temor a represalias.

Lo ocurrido con la miliciana Ana Margarita Álvarez atenta contra este principio y su dignidad, catalogándola de discapacitada mental por el simple hecho de decir sus ideas. Además, fue degradada por esta razón y coercionada con el beneficio de la caja CLAP, instrumento que ha sido utilizado por altos funcionarios para controlar a la población mas vulnerable.   

Artículos relacionados

Rafael Lacava demanda por supuesta difamación a activistas de DDHH Marino Alvarado y Alfredo Infante

Por la presunta comisión del “delito de difamación agravada continuada” el gobernador oficialista del estado Carabobo, Rafael Lacava, inició un proceso penal

Dos fallas afectaron conexión a internet entre #7May y #13May

Dos fallas comprometieron la conexión a internet en varias zonas del país entre el 7 y el 13 de mayo, inconvenientes que

Organismos internacionales instan a Estados a garantizar acceso a la información sin discriminación y con justicia de género

En una declaración conjunta de representantes de la Organización de Naciones Unidas (ONU), la Organización para la Seguridad y Cooperación en Europa

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.