Retienen a reportero de Efecto Cocuyo “porque parecía un infiltrado”

En el sector María Abajo, en Vargas, el reportero Reynaldo Mozo, de Efecto Cocuyo, fue detenido por funcionarios de la Policía de Vargas este 26 de abril mientras hacía la cobertura de una protesta de ciudadanos, quienes mientras esperaban para comprar comida en algunos establecimientos del Estado, decidieron trancar las calles.

“Acababa de entrevistar al secretario de seguridad ciudadana y luego seguí haciendo mi trabajo, tomando fotos, hablando con la gente y de pronto un funcionario me dice ‘estás preso’ yo le pregunté que porqué y en eso el secretario de seguridad pegó un grito diciendo que me llevaran a Macuto que es donde está la comandancia policial”.

Antes de llevarlo a la delegación lo llevaron a una patrulla y antes de montarlo en el vehículo lo obligaron a arrodillarse para quitarle su teléfono celular, credenciales y block de notas, para verificar que era periodista, a pesar de que estaba identificado con una camisa de Efecto Cocuyo.

“Cuando llegamos al comando me ponen las esposas, le pregunté que porqué al funcionario y me dijeron que no podía estar sin esposas en ese lugar”, relató Mozo. Le soltaron una de las manos y engancharon esa parte de las esposas a un tubo, allí lo mantuvieron por espacio de una hora y media.

Prohiben entrada al país a periodista argentino Jorge Lanata

Los funcionarios lo obligaron a desbloquear el teléfono celular para verificar la información que allí tenía, borraron la información que él tenía sobre la protesta pero ya el material había sido difundido en las redes.

El secretario de seguridad dijo que Mozo se veía como “una persona rara” porque él nunca lo había visto haciendo cobertura periodística en el estado y que por eso había ordenado su detención, “porque parecía un infiltrado”.

Una vez retenido, unos representantes del Partido Socialista Unido de Venezuela (Psuv) se acercaron al reportero en la delegación para decir que efectivamente él estaba protestando y no haciendo su trabajo.

Antes de dejarlo en libertad, dos funcionarios de la Guardia Nacional Bolivariana llegaron a la delegación para tomar los datos de Mozo en una planilla “que decía coleros y bachaqueros”. También querían tomarle una foto, pero el reportero se opuso.

Fuentes:

Entrevista realizada por Espacio Público a Reynaldo Mozo el 26/04/2016

Revise también

Organizaciones de DDHH denuncian amenazas de “opción militar” en Venezuela

Comunicado 15 de Agosto, 2017.- Las organizaciones abajo firmantes, integrantes de la Coalición Internacional de …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *